sábado, 19 de diciembre de 2015

IMPORTANTE VICTORIA DEL REAL OVIEDO RUGBY EN PAMPLONA

Julio, Xabi y Quique posan después del encuentro en Navarra

LA UNICA RT 22 REAL OVIEDO 25

XV del Real Oviedo Rugby: Riu, Fran Vigil (Manolo 21’), Julio (Omar Vázquez 38’); Pino, Enol (Camporro 56’); Omar Quessouri, Arturo, David Méndez; Fon, Xabi; Juesas, Fercho, Juande, Vity, Vigal.

marcador:

5’         La Unica  7   Real Oviedo  0                     Ensayo transformado de La Unica
15’      La Unica 12  Real Oviedo  0                    Ensayo de La Unica
17’      La Unica 19  Real Oviedo  0                    Ensayo transformado de La Unica
36’      La Unica 19  Real Oviedo  3                    GC transformado por Fon
37’      La Unica 19  Real Oviedo 10                   Ensayo de Vity que tranforma Fon
40’      La Unica 22  Real Oviedo 10                   GC que transforma La Unica
54’      La Unica 22 Real Oviedo 13                    GC que transforma Fon
69’      La Unica 22 Real Oviedo 18                    Ensayo de Vity
72’      La Unica 22 Real Oviedo 25                    Ensaya Arturo, transforma por Fon

Por fin llegó la victoria a domicilio cuando más lo necesitaba el Real Oviedo, una victoria que no solo premia el esfuerzo del equipo sino que además logra poner un poco de distancia sobre la cola del pelotón de la permanecía. Ahora mismo no solo se han distanciado 8 puntos del colista, sino que las victorias de Vigo RC y Real Oviedo y las derrotas de Eibar RT y Durango han metido en la lucha por la permanencia a ambos conjuntos, que ahora mismo se encuentran a dos y cinco puntos.

El encuentro no empezó nada bien para los intereses de los jugadores asturianos que a los diecisiete minutos ya perdían por 19 a 0. Los navarros se habían tomado muy enserio el encuentro, sabedores de lo que se jugaban, y empezaron fuertes, lo que les permitió alejarse en el marcador desde muy pronto. Aun así los chicos de Xabi no bajaron los brazos y siguieron insistiendo en su juego, con confianza y sin derrumbarse. Gracias a ello, mediante un golpe de castigo de Fon y la transformación posterior al ensayo de Vity lograron mantenerse cerca, sabedores de estaban creciendo mientras a los navarros se les empezaban a asomar las dudas.

En la segunda parte se materializó la remontada, que tomó tintes épicos cuando uno de los primeras líneas se lesionó, lo que supuso que, al no haber ya más cambios de primera línea, el encuentro siguió con melés pactadas y el Real Oviedo hubo de jugar con un jugador menos. Aun con inferioridad numérica los carballones fueron haciéndose dueños del partido, y en el minuto setenta y dos, el joven tercera del Real Oviedo, uno de los jugadores que subieron la temporada pasada desde cadetes, logró un precioso ensayo que `posteriormente transformó el especialista Fon, dejando el marcador final en 22 a 15. Los últimos minutos del encuentro fueron de constante asfixia y esfuerzo defensivo de los ovetenses, que tuvieron que lidiar con el sobreesfuerzo de jugar con un jugador menos y las ansias de La Unica de tener tan cerca la victoria y ver como se les escapaba. Casi lo logran en la última jugada del partido, quedándose a pocos metros de la línea de ensayo justo antes del pitido final del arbitro.

La victoria era importante pero nada clara, las múltiples bajas de hombres importantes en la delantera, sobre todo en la primera línea no solo sobrecarga a los pocos jugadores disponibles en un puesto tan específico, sino que además hace que, como pasó en este caso, el equipo deba de jugar en inferioridad si no tiene hombre para realizar los cambios para esa posición. Trabajada y de esas que suben la moral, lo que permitirá a los jóvenes jugadores azules terminar el año con un alivio de presión. La próxima jornada será ya el año que viene, el 10 de enero, será contra el Bera Bera de San Sebastián en el Naranco. El periodo de descanso navideño le vendrá bien para recuperar a algunos de los jugadores que ahora están lesionados.

En definitiva, gran victoria, muy importante para lograr mantenerse una vez más en División de Honor B.